la-ligereza-de-la-grava-2

Opinion Resumida

La ligereza de la grava de Ricardo Roces es una novela irónica y divertida donde de forma satírica el autor da un repaso a la sociedad a través de sus personajes que logran demostrar que el dinero no da la felicidad aunque pueda facilitarnos mucho la vida. Un cúmulo de situaciones surrealistas nos hacen disfrutar de una lectura ligera y entretenida.

La ligereza de la gravaUna novela para reírse de la vida y de la muerte

Aunque últimamente no tengo mucho tiempo para leer me animé a leer la novela de este escritor novel porque me hizo muchas gracia su carta de presentación e imaginé que si la novela mantenía ese estilo me iba a divertir. Y ya os adelanto que no me equivoqué, la novela “La ligereza de la grava” ha conseguido que me riera y sonriera en numerosas ocasiones. Es irónica, original y tiene muy buen ritmo. Los personajes están bien perfilados y sus diálogos en ocasiones me han resultado desternillantes.

No quiero desvelar mucho de la trama porque ir descubriéndola es parte de su encanto y sorpresa. Por ello me permito copiar el texto que usó el escritor para presentármela y que refleja el tono sin revelar demasiado.

“En la tradición de la novela humorística clásica, “La ligereza de la grava” cuenta la historia de Anselmo Queralt, uno de los hombres más poderosos del país, recién cumplidos los setenta años, que ahora se encuentra en lo alto de un puente, dispuesto a acabar con su vida. Lo tiene todo y, no obstante, siente que no ha conseguido nada. Es entonces cuando aparece Edurne, una insoportable mujer que cambiará todo. Aunque las cosas no son lo que parecen a primera vista y este encuentro provocará una serie de imposibles situaciones que acabarán con toda la civilización al borde del colapso por culpa de tres misteriosos personajes y un bocadillo de sobrasada con pimientos.”

En esta novela con tono muy divertido se nos muestra que siempre deseamos lo que no tenemos y cómo a veces somos felices simplemente saliendo de la monotonía de nuestras vidas.

“Estaba bebiendo sangría con mucho hielo, también fumaba un pequeño purito importado de Cuba, un cilindro fino de hojas prensadas y sabor tosco. La sangría no estaba mal, pero el purito tenía cierto saborcillo a asfalto viejo. Y eso que ella nunca había lamido una carretera. El problema era que la combinación de ambos placeres no conseguía reconfortarla. Eso y el aburrido libro. ¿En eso se había convertido su vida? Un discurrir de placeres que solo conseguían aburrirla un poco más a cada paso que daba. Quizás por eso había tantos millonarios llorando en el asiento trasero de tantas limusinas. Ser rico era un auténtico coñazo.” (Pág 130)

La ligereza de la grava

Los personajes están bien desarrollados sobre todo los principales, entre los que me ha gustado especialmente Edurne, una mujer ordinaria e irreverente que tiene una muy particular forma de ver el mundo y que logrará poner patas arriba todo lo que la rodea.

En la novela además irán apareciendo distintos personajes a cada cual más curioso desarrollados con menos profundidad pero representan a los  diferentes sectores de la sociedad y que nos harán reflexionar en tono irónico sobre la riqueza, el oportunismo, el peso de la fama, la prensa, la venganza o la muerte.

Pero siempre desde el a perspectiva del humor y de una obra ligera, algo a lo que puede hacer referencia el título. “La ligereza de la grava” creo que puede ser una metáfora de lo mucho que a veces nos afectan cosas que luego no son tan importantes en la realidad.

Opinión personal

El estilo es ligero y divertido, con diálogos provocadores y sin tabúes  sobre todo porque Edurne es bastante anarquista y no tiene pelos en la lengua, lo que se acrecienta cuando se ve podrida de dinero. Algunas de las situaciones que se plantean con esta mujer son de lo más esperpénticas y son  las que a mi me han divertido mas.

Aunque en general me ha parecido muy graciosa la novela, al final me parece que se hace un poco larga y quizás pierde un poco de ritmo en la resolución que sin embargo deja muy bien cerrada y rematada….quizás demasiado para mi gusto.  Pienso que no hacía falta tanto epílogo y hubiera sido mejor dejar algo para la imaginación de los lectores, pero eso por su puesto es una opinión muy personal.

En resumen me parece una obra muy prometedora. Muy divertida en un género que me parece muy difícil. Su fuerza reside en la frescura de los diálogos que me han parecido de lo mejor de la novela. Una trama original que en alguna ocasión me ha recordado a “Las intermitencias de la muerte” de Saramago. Por su puesto salvando las distancias. Porque esta novela no pretende alcanzar la profundidad de Saramago en sus obras, pero si que ha habido algunas cosas que me la han recordado. 

Me ha gustado, así que se la recomiendo a todo el mundo que le apetezca pasar un rato divertido con unos personajes muy particulares.  Por otro lado decir que la portada me ha gustado mucho  me parece muy acertada para la temática y tono de la novela. 

Datos de interés

Si queréis conocer más de autor podéis visitar su blog en https://ricardoroces.wordpress.com

También podéis encontrar la novela en Amazon

 

 

4 Respuestas

Deja un comentario