la-vida-de-los-elfos-2

La vida de los elfos de Muriel Barbery es una fábula para adultos de gran poesía y magia en las descripciones pero que en mi opinión no logra el interés de su novela anterior.

la-vida-de-los-elfos

Esta es la última y esperada novela de la escritora de “La elegancia el erizo”, libro con el que logró un gran éxito mundial. Esta novela sin embargo no tiene mucho que ver con la anterior que se caracterizaba sobre todo por su sentido del humor, en esta ocasión la escritora pone el acento en la magia y sobre todo en la poesía del lenguaje y del paisaje.

Es una fábula breve que habla de la extraña conexión entre dos niñas que han nacido a kilómetros de distancia y cuyas vidas están conectadas por mágicos entramados donde se trata de rescatar la magia a través de la conexión con la naturaleza, la  poesía de las palabras y de la pasión por la música. Describiéndonos de forma paralela la vida de las dos niñas en diferentes entornos iremos descubriendo su papel como heroínas en una trama de fantasía y ficción para adultos.

Lo mejor de la novela es su cuidado uso del lenguaje y la poesía que logra plasmar en el ambiente y el paisaje. Tiene algunos fragmentos verdaderamente bellos y evocadores que imagino son los que han logrado destacarla entre la crítica literaria, sin embargo a mi ha resultado un poco pretenciosa dentro de su simplicidad. Yo lo he leído traducido al español pero imagino que leído en francés debe tener aun mayor interés.

Os pongo un fragmento de lo que quiero decir. Por un lado es hermoso y a la vez rebuscado y hermético. Esta es una muestra del estilo de todo el relato.

“Es difícil describir algo que no se puede experimentar, pero es probable que María jugara con las ondas del mismo modo que otros pliegan, despliegan, ensamblan, anudan y desanudan cuerdas. Así, empujaba con la fuerza de su espíritu la curvatura de las líneas en las que estaba presa su percepción de mundo y ello creaba un vivero de palabras mudas que daba cabida a toda la paleta de diálogos posibles.” (Pág 93)

En general los fragmentos que más me han gustado son los que describen la maestría de Clara una de las niñas interpretando al piano. La poesía con la que la escritora logra transmitir la fuerza de esa música es magistral y sólo por esas descripciones y algunas de los momentos mágicos del paisaje merece leer la novela… sin embargo no ha logrado engancharme del todo. La trama puede resultar un poco lenta o sencilla y aunque en general me ha gustado no la voy a incluir entre mis novelas recomendadas porque me ha dejado demasiados interrogantes para parecerme tan redonda como su novela anterior.

El libro parece formar parte de una especie de saga pues no termina de forma cerrada sino que es como el planteamiento de una narración que se desarrollará en el futuro. A mi eso en principio no es algo que me convenza ya que no me gusta leer novelas inconclusas y en esta ocasión me ha parecido que no está suficientemente cerrada como para publicarla independientemente. Por otro lado opino que después de haber pasado tanto tiempo sin publicar bien podría haber escrito una novela más completa y desarrollada. Siempre que me encuentro ante un libro breve que forma parte de una saga pienso que el escritor trata de vivir de las rentas de un éxito anterior ya que considero que esta novela no se habría publicado en este formato de no haber estado respaldada por el éxito editorial de la elegancia del erizo.

Vamos que puede ser una lectura interesante pero no creo que sea indispensable, al menos hasta que la historia quede más terminada, ya veré si cambio de opinión cuando termine de escribir la novela y publique el resto del relato.

Por otro lado he leído críticas muy buenas de esta novela que elogian su sensibilidad y profundidad así que como siempre todo depende de cómo afronte uno la lectura. Ya me diréis que os parece si os animáis a leerla.

4 Respuestas

Deja un comentario